En el mundo de la comunicación, siempre ha habido una relación algo incomprendida entre el marketing puro y duro y la comunicación. Ahora bien, ¿en qué punto confluyen estas dos ciencias y cómo deben ir de la mano? ¿Se complementan bien estos dos profesionales? ¿Llegan a entenderse?