10 principios de usabilidad de Nielsen

Los 10 principios de usabilidad de Jakob Nielsen

Iciar Etxebarria

12 de febrero de 2021
Comparte:

Jakob Nielsen es el cofundador de Nielsen Norman Group, una firma de consultoría de renombre a la cabeza en todo lo que se refiere a investigación sobre experiencia de usuario, que ha influido significativamente en el sector del diseño web y de software. Jakob Nielsen ya desarrolló los siguientes 10 principios de usabilidad en los años 90 pero han sido actualizados en noviembre de 2020 tras el análisis de 249 problemas relacionados.

Tal es la cantidad de información en internet sobre el tan de moda UX/UI que en ocasiones conviene limitarse a teorías y averiguaciones con cierta rigurosidad. Estos principios son «normas generales» que pueden ir más allá del mundo web pero muy a tener en cuenta a la hora de construir cualquier interfaz user-friendly.

Hoy recordamos, lo que ellos mismos denominan, las “reglas del juego”, los 10 principios de usabilidad que conviene no olvidar.

Descargar póster

1 – Mantén a tus usuarios informados

El sitio web tiene que ofrecer información actualizada sobre lo que está ocurriendo en este momento. En un e-commerce, por ejemplo, debemos avisar al usuario si ha añadido un ítem al carrito o si algún producto está agotado. Estos avisos deben ir en un color y estilo determinados, fácilmente identificables.

Quizá en los sitios corporativos esta norma no parezca tan relevante como en una tienda online o una aplicación, en las que existe más interacción, pero esos mismos avisos sí se pueden aplicar si el lector escribe un comentario en el blog, por ejemplo.

2 – Usa el lenguaje de tu audiencia

Todos los términos del sitio web deben ser fáciles de interpretar y familiares para la persona que va a leerte, evitando a toda costa la jerga interna. Parece una norma sencilla pero, en la práctica, no son pocas las páginas web que hablan más para sí mismas que para el lector perteneciente al mundo exterior.

3 – Proporciona control al usuario

¿Cuántas veces te ha costado encontrar el botón “darte de baja” en ciertas interfaces? Ese intento de frenar lo que el usuario acabará haciendo de todas formas solo resta confianza y usabilidad a nuestro sitio.

En este sentido, Nielsen hace especial hincapié en facilitar la “casilla de salida”. Tener clara la opción de “cancelar” una acción es imprescindible para que la persona que interactúa sienta que tiene el control de lo que está haciendo en todo momento.

4 – Respeta ciertas convenciones

Los usuarios no solo visitan nuestro sitio, consumen innumerable contenido digital. Aunque queramos innovar y hacer nuestra web única, hay ciertas convenciones que conviene respetar para no despistar ni afectar a la experiencia de usuario.

Un ejemplo muy básico pero también muy clarificador es el logo de los sitios web. Suele ir en el header y es clickable para volver a la home. Es algo que todos los consumidores web tenemos más que asimilado ¿Qué ocurriría si de repente nos diera por poner el logo en el medio de la página y que al clickar nos llevase a “quiénes somos”, por ejemplo? Seguramente sería muy innovador, pero a nivel de usabilidad no tendría sentido y generaría confusión. Esto mismo se podría extrapolar a muchas otras «normas no escritas» del ecosistema web.

5 – Prevención de errores

Los mensajes de error son importantes pero lo es aún más prevenirlos. La mayoría de acciones son llevadas a cabo por el usuario de forma consciente pero otras, son errores o movimientos que no tenía previsto realizar.

En este sentido, conviene avisar si el usuario va a realizar alguna acción que sea irreversible, por ejemplo, con el típico mensaje de “¿Seguro que quieres borrar definitivamente tu cuenta?” “¿Quieres eliminar este producto del carrito?”.

6 – Mantén visible la información importante

El usuario no debería tener que recordar información esencial de una parte de la interfaz a otra. Somos más propensos a reconocer algo que a recordarlo. Por esta razón, conviene reducir al máximo información que haya recordar desde cero.

Por ejemplo, un ecommerce podría tener una lista de “productos vistos recientemente”, para facilitarle al usuario la tarea de recordar todo aquello que ha visitado.

7 – Sistemas para personas novatas y expertas

El diseño de nuestra web/aplicación debe ser intuitiva tanto para las personas que nos visitan a menudo como para un nuevo usuario. Hablamos de interfaces personalizadas que muestran atajos o acciones rápidas a los usuarios expertos (que ya saben dónde quieren ir). Estos atajos estarían ocultos a nuevos usuarios, que simplemente deben descubrir el sitio y los caminos que les ofrece.

8 – Diseño minimalista

En el diseño web, quizá la “norma” más importante y que más cuesta transmitir. Se trata de una tendencia que va a más pero que aún encuentra detractores. Desde una perspectiva de usabilidad, el diseño debe enfocarse en lo esencial para tu usuario, descartando todo elemento innecesario que despiste o no aporte nada.

Todavía nos dejamos llevar por la estética pura y dura para añadir elementos y elementos que, pueden quedar bonitos visualmente pero no tienen un objetivo de comunicación claro y despistan de la acción que queremos que el usuario realice.

Un ejemplo de esto es el típico slider de imágenes de ancho completo que se llevó mucho hace unos años. Al cambiar de imagen, cambiaba también el mensaje de texto de esa imagen. ¿Qué le estamos dando al usuario? Mini mensajes de unos segundos que van a dispersar su atención. No conseguiremos que se centre en ninguno.

9 – Mensajes de error fáciles de entender

Lo ideal sería no decir solo “error”, sino una explicación clara de por qué ha ocurrido, si es posible, y qué puede hacer el usuario en ese momento, una vía de escape a ese error.

Por ejemplo, debemos prestar atención a las páginas 404. Son páginas como cualquier otra que podemos diseñar a nuestro antojo, por lo que una buena práctica sería añadir un botón de “volver a la home” o “volver a la tienda”.

10 – Ayuda y documentación

Esta última norma se refiere sobre todo a sitios con una interacción algo más compleja pero, en ocasiones, puede ser buena idea ofrecer un extra de información adicional. El caso más básico sería un apartado de “preguntas frecuentes” (dependiendo de la complejidad del caso). De tener esta información adicional, debe estar bien visible en todo momento.

En conclusión

Algunos de estos 10 principios de usabilidad nos pueden parecer muy básicas, pero lo básico es precisamente aquello que en ocasiones olvidamos. Estos «mandamientos» permanecen desde 1994 y nos pueden aportar información muy valiosa a la hora de construir nuestro sitio.

Go back to basics.

¿Se te ocurre algún principio de usabilidad más?


Recibe mi newsletter mensual

Información básica sobre protección de datos

1. Responsable: Iciar Etxebarria Martín.
2. Finalidad: Gestionar el alta a la suscripción y enviar newsletter mensual.
3. Legitimación: Consentimiento del interesado.
4. Destinatarios: Mailchimp. Ver política de privacidad de Mailchimp.
5. Derechos: Puedes acceder, rectificar y suprimir tus datos en info@presentiadm.com.
6. Información adicional: Política de privacidad.

¿Nos vemos en las redes?

COMENTARIOS

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Iciar Etxebarria Martín.
  • Finalidad  Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  Webempresa Europa S.L.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Artículos relacionados